Portada » Economía » Impuesto sobre la Renta.

Impuesto sobre la Renta.

Artículo escrito por la Licda.  Ivannia Lizano Argüello.  Educadora.

 

Este impuesto se establece para gravar las utilidades tanto de personas físicas con actividades lucrativas como personas jurídicas en el territorio nacional, durante un período fiscal.

Los contribuyentes para este impuesto son todas aquellas personas o empresas púbicas o privadas independiente de su nacionalidad, domicilio o lugar en el que desarrollen sus actividades.

Para declarar este impuesto se utiliza el formulario D – 101 y para este año se debía utilizar de forma obligatoria el programa EDDI – 7.

Para calcular este impuesto deben considerarse los ingresos percibidos del 1 de octubre al 30 de setiembre para cada período fiscal.

La declaración y el pago del impuesto debe realizarse a más tardar el 15 de diciembre, el cálculo es diferente de acuerdo con el tipo de persona y se considera como renta neta gravable, el resultado de deducir la renta bruta (ingresos totales) los costos, gastos y deducciones permitidos por la Ley.

Son gastos deducibles son aquellos que se requieren para poder llevar a cabo las actividades lucrativas.

En el caso de las personas jurídicas para determinar el porcentaje del impuesto a pagar se toma en cuenta la renta bruta y el porcentaje establecido según la tabla se aplica a la renta neta.

Para las personas físicas con actividades lucrativas, la tabla establece por tractos el porcentaje que se aplica a la renta neta.

Al impuesto a pagar se deben deducir los pagos parciales que el contribuyente haya realizado.

También son deducibles, para las personas físicas,  los créditos familiares que establecen un monto determinado por cada hijo y un monto por conyuge.

Cuando ambos cónyuges son contribuyentes, sólo uno de ellos podrá aplicarlo y no es válido cuando exista separación legal.

En el caso de los hijos, se aplican cuando sean menores de edad que estén imposibilitados para obtener su propio sustento debido a incapacidad física o mental o que estén realizando estudios superiores, siempre que sean menores de 25 años.

El impuesto sobre la renta también se deduce a los asalariados, para el año fiscal 2011 se deduce a aquellos que reciban ingresos mensuales superiores a 651 000 colones.

Cuando en el proyecto emprendedor se tienen empleados a los que deba deducirse el impuesto, la empresa o persona física debe retener dicho impuesto.

Las empresas inscritas en el Régimen de Tributación Simplificado no deben presentar las declaraciones en estas fechas, pues, como lo explique en un artículo anterior lo declaran y pagan cada trimestre.

Actualmente los impuestos pueden declararse y pagarse por internet a través del portal de la Tributación Directa y mediante el enlace con el banco de su preferencia.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *