Portada » Cultura » Italia 90 es una grata sorpresa para el cine tico.

Italia 90 es una grata sorpresa para el cine tico.

Cultura.net

Para William Venegas un  crítico, irreverente y hasta necio, pero es honesto intelectualmente hablando y eso es mucho decir en Costa Rica, por eso sus críticas calan y tienen un espacio en los oídos que gustan oír las cosas sin eufemismos, nos habla sobre la nueva película de Miguel Gómez, “Italia 90”.

Italia 90Tenemos una hábil operación comercial, pero hecha con inteligencia. Bien lograda, con  momentos de tensión, que son los mejores de la música, Gómez crea un relato coral, donde las anécdotas en serie de algunos jugadores establecen la unidad del relato y su bien lograda coherencia”.

La película, dirigida por el ya conocido cineasta Miguel Gómez -“El cielo rojo”, “El sanatorio” y otras cintas- busca ser una comedia con drama, que narra la historia de los jugadores que enfrentaron aquella gesta deportiva.

Será estrenada en los cines comerciales el próximo 5 de junio y desde ya se augura un éxito de taquilla sin precedentes. “Del drama personal al humor solidario, esta película nunca pierde su acento conmovedor. Logra convencernos de que la tarea de aquellos jóvenes no fue fácil. Ellos fueron pioneros, abrieron camino a las facilidades de las que hoy gozan el futbol costarricense y sus actuales jugadores. Los futbolistas del Mundial de Italia 90 llegaron al triunfo colectivo y personal desde sus propias carencias y por encima de ellas”, expresa Venegas.

Solo hace unos 3 meses estaban en el casting para encontrar a los actores de la película y ya estamos pronto a poder apreciar el resultado. “El filme señala el pesimismo ajeno que pesaba sobre ellos, como la desconfianza de la prensa deportiva, la que incluso hizo escarnio anticipado de estos muchachos”, cuenta Venegas en su blog “La huella del ojo”.

“El papel importante de algunos jugadores líderes del grupo y la invaluable presencia del director técnico Velibor “Bora” Milutinović (excelente actuación de Luis Montalberth) fueron, a criterio del filme, los signos positivos que catapultaron a muchachos llenos de ansiedades, temores e incertidumbres. La visualización de lo anterior es lo mejor de la película. Es su parte más seductora, con secuencias muy bien logradas, donde el buen humor funciona como agudo contrapunto”, expresa el crítico.

“Uno podría decir que el elenco se tomó su trabajo con tanta responsabilidad y cariño como lo hicieron en la cancha, en 1990, los italia 1futbolistas a los cuales encarnan. Además de Montalberth, es bueno el trabajo de Daniel Ross (como Claudio Jara) y es del todo seductor el de Ólger González (como Mauricio Montero). Es valioso su juego visual para aprovechar el material de archivo y las distintas texturas de las imágenes. La falla grave del filme está en la mezcla de sonido y la menor está en su simplicidad para enfrentar las relaciones de los jugadores con –por ejemplo– sus entornos familiares. Sea como sea, por sí misma, por lo que nos recuerda y cómo nos lo recuerda, Italia 90 es película recomendada”, concluye.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *